Tratamiento Periodontal Quirúrgico


La cirugía periodontal comprende una serie de técnicas quirúrgicas cuyo objetivo es la limpieza del espacio periodontal y la aplicación de técnicas de regeneración ósea guiada y técnicas sobre los tejidos blandos que refuercen todo el órgano del periodonto y garanticen un mantenimiento del diente. Evidentemente, uno de los tratamientos periodontales a los que haremos mención inicialmente es la exodoncia del diente afecto de enfermedad periodontal. Bien es cierto que nos centraremos en las técnicas de cirugía periodontal, como segunda fase del tratamiento global debemos conocer cuando está indicado realizar la exodoncia de un diente y obviar el tratamiento periodontal en la fase que sea. Existen una serie de indicaciones para realizar la exodoncia de un diente afecto de enfermedad periodontal antes de iniciar un tratamiento conservador.

A diferencia de otros muchos procedimientos quirúrgicos la mayoría de estas modalidades son correctivas y no curativas ya que se realizan para corregir los defectos creados por la enfermedad periodontal. Es importante conocer los objetivos y limitaciones de la cirugía periodontal.

Para poder realizar una técnicas de cirugía periodontal deben existir una serie de requisitos preoperatorios que puedan garantizar unos resultados óptimos:
  • Una preparación correcta del paciente: para ello éste debe conocer la presencia y las características de su enfermedad periodontal. Como muchas veces es asintomática o presenta síntomas leves no saben que tienen un problema. Dado que los tejidos suelen estar inflamados y edematosos minimizando la recesión no son conscientes de la destrucción subgingival que se está produciendo. Deben ser informados de que los procedimientos de cirugía periodontal a los que van a ser sometidos tienen como objetivo detener la progresión de la enfermedad, remarcándoles que el tratamiento no es curativo sino que deben poner, tutelados por un profesional, todos los medios para realizar correctamente esa etapa de mantenimiento que comentábamos anteriormente.
  • Una preparación correcta de los tejidos: correspondería a la fase casual o higiénica.
  • Una planificación correcta del tratamiento: los defectos causados por la enfermedad periodontal varían en su anatomía, topografía y gravedad. La terapia debe basarse más en estos aspectos que en las preferencias técnicas del cirujano.
  • Un procedimiento técnico correcto.
  • Una asistencia postoperatoria correcta: Esta etapa es imprescindible para que los resultados de esta fase quirúrgica se mantengan durante tiempo. Tanto el odontólogo como el paciente deben cumplirlos. Muchas veces el paciente descuida sus hábitos higiénicos debido al dolor y tumefacción postoperatorias. Debe estimularse para que no descuide su higiene y ofrecerle recursos especiales para que no sea tan traumática como cepillos quirúrgicos, pastas orales con clorhexidina, cepillos interproximales y otros que debe aportar el odontólogo. Asimismo el profesional debe proceder a minimizar el trauma oclusal realizando equilibrados, protectores de mordida, férulas de descarga y completar todos los procedimientos de odontología restauradora que sean convenientes.

Indicaciones de la cirugía periodontal
Uno de los objetivos primordiales de las técnicas de cirugía periodontal es la exéresis de las bolsas periodontales que se forman como consecuencia de la propia enfermedad. Además, pueden existir defectos de tejido blando como son la retracción o ausencia de la encía adherida. Su pérdida comporta que sea sustituida por mucosa alveolar, fácilmente retráctil a merced de las inserciones musculares, lo que ocasiona inflamación y recidiva de la enfermedad periodontal. La pérdida de encía adherida puede deberse a un cepillado dental traumático, a la malposición del diente o a la posición del frenillo.

Técnicas para eliminar las bolsas periodontales
Este procedimiento se basa en cuatro pilares importantes:
  • Abordaje y disección cuidadosa del espacio periodontal.
  • Retracción o exéresis de la bolsa periodontal.
  • Reinserción de la pared periodontal al diente mediante la inducción de cemento, hueso y ligamento periodontal neoformado.
  • Recolocación del tejido que formaba la pared de la bolsa periodontal.

Las técnicas más utilizadas son:
Curetaje o legrado: que no es más que el raspado de la pared de tejido blando de la bolsa para convertir una herida infectada en una herida quirúrgica limpia. Es el procedimiento quirúrgico más antiguo hasta la fecha. Al provocar retracción se puede conseguir la reinserción del epitelio eliminando la bolsa, así como reducir la inflamación mejorando la calidad y el tono del tejido. Esta técnica es útil para la preparación del tejido de cara a otros procedimientos quirúrgicos periodontales o para mantener dientes con compromiso periodontal en los casos en los que no se puede eliminar de forma completa la bolsa.

Gingivectomía: consiste en la escisión de la pared de tejido blando de una bolsa periodontal hasta el lugar de inserción del tejido creando una estructura gingival fisiológica. Está indicada para la eliminación de bolsas gingivales con paredes fibrosas y la eliminación de bolsas supracrestales cuando su profundidad no excede la zona de encía adherida, de modo que queda una porción residual una vez eliminada la bolsa.

Colgajos mucosos o mucoperiósticos: sirven para realizar muchos procedimientos en cirugía periodontal. Según su grosor pueden tener un espesor total o parcial y según su forma pueden ser rectos u ondulados.

Colgajo de reposición apical: consiste en reubicar y suturar el colgajo gingival en una posición más apical que la inicial al completar el procedimiento. Está indicado para la eliminación de bolsas de tejido blando cuya profundidad no excede la zona de encía adherida implicada, para la obtención de acceso al hueso alveolar, aumentar la zona de encía adherida y alargamiento de corona.

Osteoplastia y ostectomía: consiste en la extracción de hueso para eliminar las bolsas periodontales infraóseas y conseguir un contorno óseo más fisiológico. Está indicado para la eliminación de bolsas infraóseas de una o dos paredes, remodelado de la apófisis alveolar cuando existen repisas, exostosis o torus, remodelado de la apófisis alveolar demasiado ancha que no permite crear un margen gingival fino y alargamiento de corona.

Alargamiento de corona: consiste en eliminar encía y hueso para crear una corona clínica más larga y desplazar en sentido apical el margen gingival. Esta técnica combina las expuestas anteriormente. Está indicada para hiperplasia gingival, corona clínica corta, fractura dentaria subgingival, caries subgingival, perforaciones, reabsorción radicular externa, dientes no erupcionados y erupción pasiva tardía.

La meta deseable del tratamiento periodontal es la regeneración, que no es más que la reproducción o reconstrucción de una parte perdida o dañada, recuperándose totalmente la arquitectura o función del periodonto.

*Bibliografía: Cirugía Oral e Implantología. 
Guillermo Raspall. Febrero 2006

Día Mundial del Higienista Dental - 17 de Junio


Porque no eres solo una ayudante...
Porque tus conocimientos te hacen una más del equipo..
Porque tu labor también es importante...
Porque luchas por la salud del paciente...
Porque lo escuchas y lo entiendes...
Porque sonríes siempre...
Porque te gusta tu profesión...


¡Felicidades compañer@!



Tratamiento Periodontal Conservador


La enfermedad periodontal está constituida por un grupo de cuadros clínicos de etiología infecciosa que producen lesiones inflamatorias con una elevada capacidad destructiva local.

Existen diversos factores que inducen y favorecen la enfermedad periodontal como son los agentes irritantes locales (químicos o mecánicos), la placa dental y el sarro, los materiales porosos de restauración, desechos alimenticios y la respiración bucal.

Estos factores influyen de forma distinta en cada individuo, dependiendo de factores generales y de factores disfuncionales (traumatismos oclusales, bruxismo, malposición o ausencia de piezas y masticación unilateral). La encía responde a estos irritantes mediante una inflamación provocando una hiperemia que aporta sustancias nutritivas, leucocitos y oxígeno y que provoca cambios de color, forma y textura del tejido gingival.

El objetivo primordial del tratamiento periodontal conservador es eliminar y después prevenir la infección periodontal, manteniendo una dentición estética y funcional de acuerdo con las necesidades del paciente.

La enfermedad periodontal es una patología crónica en la que el factor predisponente individual es de suma importancia. El tratamiento puedo controlar las causas locales, pero no este factor individual.

Además, debe tenerse en cuenta que no existe relación entre la edad y la pérdida de soporte óseo si el control de la placa bacteriana es adecuado. Eso quiere decir que una vez controlada la enfermedad periodontal el soporte óseo no se perderá como consecuencia de la edad.

El éxito del tratamiento periodontal depende de que las expectativas de resultados coincidan entre el profesional y el paciente. Ello exige un diagnóstico preciso del estado periodontal y de los objetivos a conseguir. La colaboración del paciente es imprescindible, no sólo en relación a los resultados del tratamiento sino a su mantenimiento. Debe conocerse la educación dental, su postura respecto a la enfermedad, como valora la salud de su boca y su actitud respecto al futuro cuidado.

Fases del tratamiento
Fase causal o higiénica: 
Es fundamental y de obligatorio cumplimiento. En ella se procede a tratar y eliminar todos los factores locales que directa o indirectamente han producido la enfermedad. Estos factores son la placa bacteriana y los cálculos supra y subgingivales, amalgamas redundantes, caries activas, prótesis inadecuadas y dientes cuya exodoncia esté indicada.

En esta fase se incluye también la enseñanza al paciente de las técnicas de higiene oral, aspecto fundamental si se pretenden mantener los resultados del tratamiento.

Puede durar tres o cuatro meses, tiempo que requieren los tejidos periodontales para responder adecuadamente a un tratamiento básico. La parte más importante de esta fase es la profilaxis periodontal que comprende una serie de procedimientos que se detallan a continuación:


  • Detección de placa y cálculo supra y subgingivales con soluciones reveladoras de placa y exploraciones dentales.
  • Instrucciones de higiene oral
  • Eliminación de la placa y cálculo supra y subgingivales mediante el uso de curetas y otros instrumentos complementarios, seguido del alisado radicular y pulido de los dientes.
  • Aplicación de fluoruros y, si es necesario, de productos que controlen la hiperestesia dentinaria.


Una vez finalizado se valoran los resultados obtenidos y, en función de éstos, se decide la conducta a seguir.

Si no existe sangrado ni bolsas al sondaje se finaliza el tratamiento activo.

Si persiste sangrado en el sondaje en bolsas superiores a 4-5mm o existen lesiones mucogingivales con compromiso estético o de mantenimiento del soporte se da paso a la etapa siguiente, la fase quirúrgica.

Fase rehabilitadora:
Esta etapa puede acontecer directamente después de la primera si no son necesarios procedimientos quirúrgicos. Consiste en proponer un tratamiento ortodóncico o protésico con el objetivo de restaurar tanto la estética como la función dentarias.

Fase de mantenimiento:
El paso a esta cuarta fase también puede realizarse directamente desde la primera si no necesita tratamiento quirúrgico ni rehabilitador. Incluye medidas preventivas para evitar o minimizar la recolonización bacteriana que podría provocar la reactivación de la enfermedad.

 *Bibliografía: Cirugía Oral e Implantología. 
Guillermo Raspall. Febrero 2006

Nueva Clasificación Periodontal - 2018


Todos conocemos la famosa Clasificación de las Enfermedades Periodontales de 1999 de una forma u otra, ya que es la que se ha usado hasta ahora. En esta clasificación se definía las diferencias clínicas entre la gingivitis, periodontitis agresiva y periodontitis crónica según sus signos y síntomas, entre ellos el nivel de pérdida de inserción ósea como consecuencia de la enfermedad, que nos servía para clasificar el estado de gravedad del paciente.

Ahora bien, debido a los avances científicos y tecnológicos en diagnóstico y tratamiento que hemos tenido en las últimas décadas, esta vieja clasificación se quedaba un poco obsoleta, por lo que se requería una actualización y revisión de la Clasificación de las Enfermedades Periodontales y Periimplantarias cuanto antes.

La Federación Europea de Periodoncia (EFP) y la Academia Americana de Periodoncia (AAP) se reunieron en un Workshop Internacional el pasado Noviembre 2017 en Chicago, para decidir una nueva clasificación de estas enfermedades. Esta nueva clasificación ha sido primicia en el Congreso Anual SEPA 2018 celebrado en abril en FIBES Sevilla y será tratada con más profundidad en el Congreso de la Federación Europea de Periodoncia (EuroPerio9) que tendrá lugar en Ámsterdam.

En esta nueva clasificación, vemos desaparecer los conceptos de Periodontitis Agresiva y Periodontitis Crónica, los cuales se ven unificados en un solo concepto: Periodontitis; catalogando la severidad de la enfermedad por estadíos y la agresividad por grados, lo que además repercute positivamente en el manejo clínico del paciente.

La nueva clasificación es mucho mas objetiva y protocolizada y clasifica también, por primera vez, las enfermedades perimplantarias y las condiciones clínicas como los abscesos. El enfoque de esta clasificación es similiar al que se usa en oncología ya que la definición por estadíos de la enfermedad permite conocer inmediatamente la severidad y complejidad de la misma permitiendo que el tratamiento sea más eficaz.

Por tanto y resumiendo, la nueva clasificación quedaría así:

-Según su severidad:

  • Estadío I = Gingivitis
  • Estadío II-III = Periodontitis agresiva
  • Estadío IV = Periodontitis crónica
-Según su agresividad:
  • Grado A: no hay pérdida de insercción.
  • Grado B: la pérdida es <2mm
  • Grado C: la pérdida es >2mm = Periodontitis agresiva


Conoceremos más detalle de esta nueva Clasificación de las Enfermedades Periodontales y Periimplantarias 2018, tras el Congreso EuroPerio9.

Centros de Formación Reglada Oficial para la obtención del Título de Higienista


Como ya hemos comentado en alguna ocasión, los estudios de formación reglada como Higienista oficiales en España son de formación profesional superior, encontrándose en desventaja educativa frente al resto de países europeos en los que en la mayoría, la educación reglada oficial es de ámbito universitario. Con lo que nos encontraremos con algunos contratiempos si queremos trabajar en otro país de la unión europea, ya que al homologar la titulación de higienista y no encontrarnos al mismo nivel educativo, algunos países pueden exigir una prueba universitaria previa a la homologación del título.

A nivel nacional, es importante conocer la oferta educativa OFICIAL, la cual nos dotará de una titulación oficial y homologada para la posterior incorporación al mundo laboral. Esto quiere decir que existe diversas ofertas formativas y que no todas son oficiales con lo que debemos tener cuidado a la hora de elegir el centro o institución a través de la cual queremos formarnos, ya que si nuestro título no es oficial u homologado podemos encontrarnos con problemas legales a la hora de optar por un puesto de trabajo o incluso estando ya en él.

A continuación, nos centraremos por tanto en la oferta educativa oficial en España y las variantes que encontramos dentro de la misma.

En primer lugar, debemos diferenciar entre educación pública y privada. La educación pública es aquella ofrecida por el sistema nacional educativo de cada país, en nuestro caso la ofrecida por el Ministerio de Educación, el cual pone a disposición diversos centros educativos públicos y gratuitos en las distintas ciudades españolas. Y la educación privada es aquella ofrecida por instituciones o empresas privadas, las cuales ponen a disposición sus propios centros privados ya sean de pago o concertados.

Además, para comprender la educación del higienista en España, debemos conocer la diferencia entre la ley LOGSE y LOE y cómo afecta a la oferta educativa. LOGSE son las siglas de Ley Orgánica del Sistema Educativo y es una ley que rigió entre 1990 y 2006, cuando posteriormente fue derrogada por la LOE o Ley Orgánica de Educación. Sin entrar en más detalle, a nivel de nuestro ciclo formativo de Grado Superior, la diferencia más notoria entre estas dos leyes es la duración del curso y la amplitud de las materias, siendo los cursos regidos por la LOGSE de una duración de 1400h lectivas y los regidos por la LOE de unas 2000h lectivas, incluyendo en ambos casos las prácticas profesionales.

Actualmente, aún podemos encontrar instituciones tanto públicas como privadas que ofertan el Grado Superior en Higiene Bucodental bajo la ley LOGSE y es igual de oficial y válido que los nuevos regidos por la LOE.

Centrándonos, inicialmente en los centros públicos encontramos a nivel nacional 43 centros con oferta pública del Grado Superior en Higiene Bucodental, repartidos en todo el mapa hispano, de los cuales 11 ofrecen el Grado Superior regido por la ley LOGSE, 27 centros ofrecen el grado regido por la ley LOE y 5 ofrecen grados tanto de LOGSE como de LOE teniendo una oferta de 2 cursos de higiene bucodental por centro. La modalidad de la oferta pública es siempre PRESENCIAL, pudiendo encontrar solo un centro con modalidad nocturna.

Siguiendo con los centros privados encontramos un total de 80 centros con oferta privada del Grado Superior en Higiene Bucodental cuya titulación posterior es oficial y homologada, ya que están autorizados por el Ministerio de Educación. Entre ellos encontramos 11 centros privados cuyo curso de higiene está regido por la LOGSE, 58 centros que ofertan cursos regidos por la LOE y 11 centros con cursos mixtos de LOGSE y LOE, teniendo 2 cursos por centro. La mayoría de estos centro privados ofertan los cursos bajo la modalidad presencial, aunque también encontramos modalidad SEMIPRESENCIAL o a distancia en una variedad de entre 20 centros donde el temario teórico se da de forma online pero los exámenes son presenciales de cada materia y semestre. Además, también encontraremos un centro con oferta de modalidad nocturna y solo un centro privado de modalidad 100% online.

No te dejes engañar ¡ESTOS son todos los centros oficiales y homologados en los que puedes obtener tu Titulación de Higienista!


Para que te sea más fácil la búsqueda, te dejamos un listado de los Centros Oficiales de Ciclo Formativo de Grado Superior en Higiene Bucodental (LOE) y de Grado Superior en Higiene Bucodental (LOGSE), tanto públicos como privados.